Inicio Amor Diversidad sexual y de género

Diversidad sexual y de género

112
Compartir
Diversidad Sexual Image

Nuestros caracteres sexuales se van desarrollando desde antes del nacimiento en un proceso continuo que se denomina proceso de sexuación. En este proceso, también construimos la forma de expresar nuestra sexualidad. Cada persona es, se siente y se manifiesta en todos los aspectos de su vida de forma única e  irrepetible. Por ello se dice que existen tantas sexualidades como personas.

El sistema sexo-género

El sexo está conformado por las características biológicas de nuestro cuerpo (fisiológicas, anatómicas, cromosómicas y hormonales). El sexo se determina según sean los genitales externos de una persona para poder asignarle en el momento del nacimiento la categoría de mujer u hombre (dimorfismo sexual).

No obstante, hay personas que nacen con unos genitales externos que presentan una forma ambigua, por lo que no encajan en la clasificación estándar. En estos casos se habla de intersexualidad.

El género es una construcción social y cultural binaria (masculino y femenino). Se define como la asignación de roles y comportamientos que cada sociedad y cultura atribuye a cada sexo. Incluye la forma de vestir, de relacionarse, de asumir responsabilidades sociales, familiares y profesionales.

Todavía persiste la creencia errónea de que los hombres han de tener expresiones y comportamientos “masculinos” y las mujeres “femeninos”, pero no hay ninguna evidencia que nos indique que esto tenga que ser así.

No existe una sola manera de ser mujer ni una sola manera de ser hombre

La orientación sexual, la identidad de género y la expresión de género

La orientación sexual tiene que ver con las personas hacia las que orientamos nuestro deseo (afectivo-sexual). Según hacia quién nos sentimos atraídas, las personas podemos identificarnos como:

  • Heterosexuales: personas que sienten atracción hacia personas del sexo/género contrario al suyo.
  • Homosexuales: personas que sienten atracción hacia personas de su mismo sexo (gais en el caso de los hombres y lesbianas en el de las mujeres).
  • Bisexuales: personas que sienten atracción hacia mujeres y hacia hombres.
  • Pansexuales: personas que sienten atracción hacia otras personas más allá del sexo o género.
  • Asexuales: personas que no sienten atracción sexual hacia otras personas, aunque sí pueden sentir una vinculación afectiva.
  • Otros…

La identidad sexual (o de género) es el sentimiento íntimo de ser hombre, mujer, las dos cosas o ninguna de ellas. Según nuestra identidad, las personas podemos definirnos, o no, como:

Hay múltiples maneras de identificarse que van más allá de las dos identidades rígidas mujer-hombre ligadas a dos sexos biológicamente diferenciados

Algunos autores utilizan el término Trans* i emplean el asterisco como una forma de hacer visible la diversidad de identidades (transexual, transgénero, otras…).

Modificar, o no, el cuerpo mediante cirugía o tratamiento hormonal es una decisión personal

La expresión de género es la manera que tenemos de mostrarnos al mundo e incluye la forma de hablar, la forma de vestir, nuestros gestos, cómo nos movemos, cómo ocupamos el espacio, cuáles son nuestros gustos, etc.

El artículo 4 de la Ley 8/2016, de 30 de mayo, para garantizar los derechos de lesbianas, gais, trans, bisexuales e intersexuales y para erradicar la LGTBI fobia, en las Definiciones, establece:

El término LGTBI debe entenderse de forma inclusiva y extensiva para referirse a las personas lesbianas, gais, trans* (transexuales y transgéneros), bisexuales e intersexuales, así como al resto de personas que no se identifican exactamente con estos términos, por lo que sufren discriminación y violencia por su orientación sexual, identidad de género o expresión de género. En este sentido, tienen que sentirse representadas también otras realidades de la diversidad sexual y de género que están fuera del heteronormativismo, definidas y expresadas con términos como: queer, travesti, asexuales, pansexuales, etc.

La sociedad y la diversidad sexual y de género

En nuestra sociedad se han producido avances importantes con respecto a la aceptación de la diversidad sexual y de género; incluso se han publicado leyes autonómicas que reconocen derechos para el colectivo de lesbianas, gais, trans*, bisexuales e intersexuales. Ello facilita que cada vez más las personas puedan expresarse libremente en relación con su afectividad y su sexualidad, así como autodeterminar su género sin la obligación de tener ningún diagnóstico ni ningún tratamiento médico y sin tener que modificar su cuerpo.

© GOVERN ILLES BALEARS
http://dgsalut.caib.es